La novia de Neymar confiesa el inesperado secreto de su tipazo

  • Bruna Marquezine y Neymar vuelven a estar juntos. Su tormentosa relación es como las de las novelas que protagoniza la actriz, que acaba de confesar un enfermedad desconocida.

bruneymar

Se trata de un hipertiroidismo del que Bruna se enteró que padecía casi por casualidad. “Lo descubrí cuando tuve que perder peso para poder hacer el papel de la princesa Caterina” en su última telenovela ‘Dios salve al Rey’.

 

Catarina, princesa de Artena. @deussalveorei #DeusSalveORei

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

@deussalveorei #Catarina @arturmeninea

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

Bruna explicó que para interpretar a Caterina, “ambiciosa, calculadora y maquiavélica”, quería tener una expresión más madura.”Yo tengo una cara aniñada. Siempre que un rostro es muy redondo te infantiliza un poco”

Para ello, perdió peso sin forzarse. “En el proceso, y mientras me iba cuidando, me di cuenta de que padecía un problemilla en las tiroides. Nada grave. Es algo que afecta a muchas mujeres”, señaló a Extra.

Eu não quero ir embora desse paraíso @raul

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

“Mi metabolismo no estaba funcionando como debería para una chica de 22 años”, añadía que, como conscuencia, ha adelgazado un poco y ahora luce un cuerpazo que a buen seguro ha dejado atónito a Neymar.

Bruna, consciente de que sus seguidoras están pendientes de todo lo que hace, advirtió que “yo he perdido peso por una cuestión de trabajo, no por una presión estética. La gente ya vive en esa dictadura de que la mujer tiene que estar delgada y tener un cuerpo perfecto, Yo sé cuanto daño hace esto a las mujeres y trato de no hablar mucho del tema”, aseguró.

Aquele solzinho de fim de tarde na minha casa em Noronha… @pousadamariabonitanoronha by @raul

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

AQUELES Infante menina luz em casa, pureza divina de criança Observava o céu e a si mesma, sem muitas questões ‘ser’ não era verbo conjugado, qual somente crianças entendem bem Olhava e dizia tanto porque o silêncio não lhe era problema mas sim sua força maior Olhava e dizia para si sim, e depois distribuia amor àqueles: os outros que eram ela O tempo é mulher brincalhona qual um leoa jovem descortinando a selva com suas ancas fortes e suntuosas… O tempo é mulher destemida Cheia de sou, és, somos… Quem somos nós, mulher? Continuo brilho do erê qual raio inebriante seguido de trovoadas e chuva dos olhos dela, e de sua boca uma flor se abre: suntuoso e radiante copo de leite vermelho De Jesuita Barbosa

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

MYKONOS

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

unforgettable

Una publicación compartida de Bruna Marquezine (@brumarquezine) el

No te pierdas un posado anterior de Bruna.

¡Enjoy!

pastilla-twitter

Publicidad